Cómo superar el miedo al dentista con estos sencillos pasos

En esta ocasión hablaremos de cómo superar el miedo al dentista con estos sencillos pasos. Es un hecho que las visitas al dentista no tendrían que ser peores que acudir a la consulta del médico, pero lo cierto es que el solo pensarlo a muchos pacientes hace que les aumente el nerviosismo y la ansiedad.

En esta ocasión hablaremos de cómo superar el miedo al dentista con estos sencillos pasos. Es un hecho que las visitas al dentista no tendrían que ser peores que acudir a la consulta del médico, pero lo cierto es que el solo pensarlo a muchos pacientes hace que les aumente el nerviosismo y la ansiedad.

Cerca de un 75% de las personas adultas tienen cierto temor e incluso el 10% cuentan con un miedo aterrador a acudir al dentista, el famoso miedo al dentista.

¿Cuál es el miedo a ir al dentista?

Se le llama también fobia al dentista u odontofobia. Las personas no quieren o tienen miedo a la sola idea de hacer una visita al odontólogo para hacerse una revisión o hasta para los momentos en los cuáles sus dientes tienen caries o una enfermedad de las muchas que pueden aparecer en las encías y precisan de una atención de carácter clínico al respecto.

Los miedos pueden tiene el origen en algunas experiencias que se hayan sufrido en la infancia que fuesen negativas. En la mayor parte de esta clase de casos, sí que es posible que se pueda llegar a superar ese miedo a visitar al dentista. Para ello, es posible buscar a personal que les asesore o encontrar a un dentista que sea el más adecuado para ellos y que pueda ayudar a que no tenga esos miedos y con el que se pongan en marcha técnicas para que no se tenga dicho miedo a los tratamientos de salud dental.

Síntomas de miedo al dentista

Bueno, la idea de hacer una visita al dentista y que puedas someterte a un procedimiento es posible que haga que empiecen a sudar. Esto hace que el ritmo del corazón aumente y la presión de las arterias baje. Hablamos de unos signos claros de que se está sufriendo ansiedad dental y que hay que tomar una serie de medidas para poder remediarlo.

Razones por las que es necesario superar el miedo al dentista

Es superar la ansiedad dental es fundamental y hay que hacerlo cuanto antes mejor. Para ello es bueno tener higiene dental. Visitar de manera regular al dentista es lo que ayuda a que los dientes se encuentren libres de la placa, que va progresando hasta pasar a ser sarro, que es lo que hace que aumenten las bacterias, las cuáles pueden llegar a entrar al torrente de la sangre para luego ser causa de enfermedades que afecten a la salud cardiovasculares o sistémicas. En definitiva, se paga caro el tener miedo, ¿no?

Es probable que se tenga miedo a alguno de los tratamientos, pero no debes preocuparte. En el caso de que cuentes con un absceso en un diente, es necesario tratar el conducto o extraer el diente. El miedo te paraliza y resulta que en el proceso la situación va empeorando y termina siendo séptico. Se puede perder un sano por tardar en tratarlo.

De la misma manera, el primer signo de enfermedad que hay en las encías es la gingivitis. Los odontólogos pueden ayudarte con el miedo y que recibas el pertinente tratamiento. De no ser así, lo que sucede es que acaba por provocar que los dientes se vayan aflojando.

Incluso puede llegar a ser peor, pues ambas condiciones de las que hemos hablado pueden llegar a causar un mal aliento que acabe en el ostracismo a nivel social, lo que sucede también con los dientes desalineados o descoloridos.

El miedo pasa factura y termina haciendo que se reduzca la confianza en ti mismo y pases a tener un menor avance en lo profesional o social.

No te quedes atrapado en el miedo al dentista, puedes superar la ansiedad dental si sigues estos pasos:

Deberás reservar una cita en el estudio dental que elijas

Llama a la clínica

Solicitas la cita

Acudes a la cita

¿Qué se puede hacer para el tratamiento del miedo al dentista?

Instrospección

Hay que preguntarse qué nos llena de miedo. Probablemente tengas miedo a afrontar el tratamiento o a imaginarte al dentista trabajando en tus dientes. Otros temen al dolor.

Se puede afrontar todo de una serie de formas:

Pensar en el resultado

Lo cierto es que es más positivo que solo pensar en el miedo y terminar pasándolo mal.

Relación profunda en ejercicios

Algunas prácticas como el yoga son útiles para obtener el equilibrio en tu interior y la fuerza mental, lo mismo que la determinación.

Anímate a hablar con personas en las que confíes y pasa a explicarles cómo te sientes

Vas a ver que el hablar sobre los problemas lo que hace es liberar el estrés y que te sientas con más positividad en la idea de acudir al dentista.

Eso sí, al final no debes olvidarte que el siguiente paso importante es llegar a concertar una cita con tu dentista.

Los dentistas y su ayuda para superar el miedo

Hasta antes de que les expliques tus problemáticas al odontólogo, lo mejor es contarle primero sobre la dentofobia y lo que te molesta. El dentista va a tener un enfoque distinto para que superes al ansiedad dental.

Vamos a ver algunas prácticas útiles para superar esta ansiedad:

  • Evitar siempre que sea posible los alimentos que causan ansiedad, caso del café o las bebidas de cola antes de que vayas a visitar a tu dentista
  • El dentista te va a explicar lo que implican algunos procedimientos, el tamaño del dolor y otros pasos que pueden mitigarlo
  • Cuando te hagan un tratamiento de conducto, en vez de utilizar anestésico local, el dentista puede tomar una serie de precauciones extra y proporcionarte un sedante suave para que te ayuda a relajarte
  • El dentista puede que use la inhalación de óxido nitroso mediante una máscara, de tal forma que te sede
  • Es posible que comience con una simple limpieza dental, que te va a dar más confianza antes de entrar a procedimientos más complejos como puede ser el tratamiento de un conducto
  • Cuando no tomes una pastilla para dormir, es posible optar por la práctica de la respiración profunda y tener los ojos cerrados
  • Escuchar música que te relaje a la vez que el dentista hace su labor
  • Puedes traer a alguien que te acompañe al visitar al dentista. Seguro que te genera algo más de tranquilidad

El temor de los niños a acudir al dentista

Los adultos se esfuerzan y superan la dentofobia, como nos comentan desde su experiencia profesional HQ Tenerife pero con los niños pasa a ser un caso distinto. Por ello es factible que se pueden sentir asustados o intimidados al ver a todo el equipo en la clínica.

Algo bueno es acostumbrar a los niños a visitar al dentista desde sus primeros años. Por ello, llévalos siempre que vayan al dentista. Es bueno que el profesional de la salud dental hable con él y le haga los pertinentes controles, de tal forma que se familiarice y confíe en el dentista.

En el caso de que eso no se haga y lo pase mal el pequeño con solo pensar que va a tener que visitar al dentista, vas a tener que contar con suma paciencia y persuasión para conseguir que el niño esté de acuerdo.

Se puede llevar al pequeño a un dentista infantil y explicarle cuál es tu situación. No en vano, los dentistas infantiles cuentan con la habilidad de poder manejar casos complicados.

Hablar con el dentista puede ser útil, pues así puedes comenzar haciendo que desaparezca la tan temida ansiedad a nivel dental.

Esperamos que todo esto que te hemos contado sirva para que de forma progresiva cada vez tengas un menor miedo al dentista o incluso que pases a no tenerlo.

Creemos, sinceramente, que muchas personas terminan teniendo graves problemas de salud bucodental de manera innecesaria por tener miedo a acudir a la clínica dental. Cuando terminan yendo, los tratamientos son mucho más caros o incluso las soluciones ya no son tan buenas como lo hubieran sido de estar controlado de manera regular.

Además, conviene tener claro que las clínicas actuales no son esos lugares casi lúgubres, han mejora mucho, lo mismo que las herramientas y técnicas que se utilizan, que ahora ponen en primer lugar al paciente y en que tenga el menor dolor que sea posible.

Estaremos de acuerdo en que ir al dentista suele ser caro, pero también hay que poner en valor que los profesionales suelen tener una formación nada barata y que los materiales que ponen en liza no son precisamente baratos, lo que hace que sea un servicio algo caro, pero que por el contrario es de gran valía para nuestra salud.

Si te ha parecido útil el contenido del artículo, no dudes ni un momento en la posibilidad de compartirlo con tus amigos, familiares o compañeros de trabajo, pues hablamos de algo tan importante como la salud dental que necesita ser valorada por la gran importancia directa e indirecta que tiene en nuestro organismo.

Sin más, esperamos que estas líneas te valgan a ti o a los tuyos para superar el miedo al dentista. Si quieres, puedes.

Comparte este artículo
Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimas publicaciones

La pasión por elaborar tu propio vino.

El vino es mucho más que una bebida. Es una pasión. Por eso cada vez más personas se lanzan elaborar su propio vino y lo comparten con sus amigos en veladas entrañables, como si les mostraran una obra de arte hecha por ellos mismos.

Cómo cuidar el motor de tu coche

El mantenimiento de un vehículo es fundamental para conseguir que el coche funcione adecuadamente y también para conseguir alargar su vida útil. Pero uno de los elementos más importantes es el motor y por eso en este artículo te vamos a explicar cómo cuidar el motor de tu coche.